Páginas vistas en total

lunes, 13 de mayo de 2013

El avivamiento de Jesucristo.


El avivamiento de Jesucristo.

Por: José Alberto Betanzos Salgado.

Lázaro Cárdenas Michoacán a 6 de mayo 2013

La palabra avivamiento, deriva de la palabra en ingles “Revival” (Renacimiento) es un término que describe un proceso de despertar religioso en un lugar.

El avivamiento de Jesucristo en México es concebido de diversas formas, y desde luego que hay quienes no tienen la mínima idea de lo que es.

Yo viví el avivamiento de Jesucristo a mis 34 años de edad. 


Recuerdo que un año antes, un amigo de nombre Juan, en aquellos años ya tenía más de 50 años de edad recién se había convertido a Cristiano, al confiarle mis penas y verme sufrir por varios motivos me dijo convencido “te está pasando todo esto, porque no tienes a cristo en tu corazón” Al escucharlo, sentí que la sangre me hervía de coraje, a la vez que le replicaba cuestionándolo ¿cómo es que asegura que Cristo no está en mi corazón? ¿Usted sabe más sobre lo que siento y lo que hay en mi corazón? ¡Lo que pasa es que usted quiere que yo me declare cristiano y que vaya a su iglesia para que me crea que tengo a Jesucristo en mi corazón! Pero yo nací Católico y católico moriré! Nada tengo que hacer en su iglesia.

Tuvo que pasar un año más para que tocara fondo, para que un día en que ya no podía más, que mis problemas ya habían crecido bastante y que ya veía todo perdido e incluso no sentía deseos de seguir viviendo, acepte asistir a una iglesia Cristiana, por invitación de otro amigo de nombre Francisco de 60 años de edad, mi matrimonio estaba en las ultimas y acudí acompañado de la que entonces era mi esposa y ese día fue el más hermoso de mi vida porque pude sentir a Jesucristo en mi Corazón, comencé a leer la biblia y a enterarme de importantes revelaciones que me dio Dios desde el primer día. 

Salí muy contento de la primera reunión, sin embargo tenia mis dudas y entonces me puse a leer mi biblia católica, desconfiando de que lo antes leído fuera manipulación de la iglesia Cristiana y al leerla encontré que decía un poco diferente pero el mensaje o la revelación era la misma, entonces comencé a entender que los católicos no leían la biblia, porque si la leyeran entenderían que es en la iglesia católica en donde nada tienen que hacer, porque hacen maldad a Dios adorando imágenes y fetiches y sirven al mal.

Continuamos asistiendo a los cultos cristianos durante unos 6 meses, después terminó abandonándome mi ahora ex esposa que se fue de indocumentada a EEUU.


Su abandono a pesar de que ya tenía a Jesucristo en mi corazón, me dominó la depresión que me tome veneno para ratones, creo que Dios no permitió que me muriera, solo tuve bastante vómito y ya que me salve ya no volví a intentarlo ni nunca lo volveré a hacer, aprecio mucho la oportunidad de vida que Dios me da.


Hoy me queda claro que sentir a Jesucristo en el corazón hace la gran diferencia, ese es el avivamiento. El que siente a Jesucristo en su corazón, ya no dice en público o a escondidas maldiciones, disparates o palabras ociosas, no tenemos doble conducta, una buena frente al escrutinio de la gente y otra mala en privado.


El que tiene a cristo en su corazón ama a todos sus semejantes. Ama la paz, la justicia, la democracia, y todo lo bueno y abomina la maldad.


El que tiene a Jesucristo en su corazón por nada del mundo le serviría a la corrupción ni por acción o por omisión.


El que tiene a Jesucristo en su corazón quisiera que todos en el mundo sean salvos.
El que tiene a Jesucristo en su corazón no escucha canciones que dicen tonterías o mensajes malintencionados, escuchamos música que agrada a Dios, música cristiana que edifica.

El que tiene a Jesucristo en su corazón no pierde oportunidad para hablar de Dios y todas sus maravillas grandes y ocultas.


El que tiene a cristo en su corazón a todos bendice y no se cansa de bendecir.
El que tiene a Jesucristo en su corazón, siente la convicción de reprender todo mal, por amor a sus semejantes.


El que tiene a Cristo en su corazón, no se queda callado ante las injusticias, no tiene temor a nada, solo a Dios, Jesucristo dijo que debemos ser mansos pero no dijo que debemos ser mensos, el predicó con el ejemplo de dar gracias a Dios por los alimentos y por todo lo bueno y lo malo que nos sucede, porque el que le cree a Dios todas las cosas le son para bien.


Jesucristo predicó con el ejemplo que con oración y ayuno todo espíritu de enfermedad, muerte e inmundo y todo demonio se pueden expulsar y hasta destruir de cualquier lugar.
Jesucristo predico con el ejemplo su gran amor hacia nosotros al dar su vida por nuestra salvación.


Jesucristo nos garantiza la vida eterna, la cual significa, felicidad, triunfo y benignidad, él nos dice en la sagrada biblia como lograrla, solo es cuestión de tomar una decisión y perseverar en ella.


El que tiene a Jesucristo en su corazón, tiene sanidad, es su escudo y su fortaleza.
Jesucristo dijo “Mas buscad primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas os serán añadidas”


El que tiene a Jesucristo en su corazón es más que vencedor.


Todos queremos ser felices, queremos ser prósperos, pero pocos están dispuestos a seguir a Jesucristo e imitarlo.


El que tiene a Jesucristo en su corazón ama la naturaleza y a los animales porque todo fue creado por Dios.


El que tiene a Jesucristo en su corazón se preocupa que la crucifixión no haya sido vana.


El que tiene a Jesucristo en su corazón no ama la cruz, carga la propia y le sigue.


El que tiene a Jesucristo en su corazón ama y persevera la fidelidad


El que tiene a Jesucristo en su corazón ama la verdad y vence el temor de decirla y de defenderla


El que tiene a Jesucristo en su corazón nunca será avergonzado.


El que tiene a Jesucristo en su corazón por sus frutos los conociereis 


Nadie llega al padre Jehová de los ejércitos sino es por Jesucristo.


Yo declaro avivamiento en tu vida en el nombre poderoso de mi señor y salvador Jesucristo de Nazaret. Amén.


Dios los bendiga siempre.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Escribe un comentario: